Estudiante Ganador De Un Premio Jorge Isaacs 2021

El pasado 10 de noviembre, el estudiante de cuarto semestre de Comunicación Social de la Universidad del Valle, John Alexander Toro Zarama, ganó el segundo puesto del XXIV Concurso Autores Vallecaucanos con su novela Teoría del miedo, luego del veredicto de un jurado compuesto por los académicos y escritores Fabio Martínez, Sonia Nadhezda y Hernán Toro.

Según John Alexander, esta “es una historia muy sencilla. El protagonista tiene una amistad/enemistad con su mejor amigo, que es como el antagonista. Son vicisitudes de pelados de un lugar que está situado, puede ser, en cualquier pueblo del monocultivo del Valle”. La novela, a pesar de la candidez de su argumento, ofrece un ejemplo de las difíciles condiciones de violencia a las que son sometidas poblaciones por culpa del conflicto armado del país. “En este pueblo hay intentos de tomas guerrilleras. Ellos están tratando de hacer sus cosas y su vida mientras que lidian con todo esto, que es mucho más grande que ellos”.

La novela fue escrita durante los meses de febrero y marzo del 2016, dos años después de que John Alexander hubiera hecho de la lectura una obsesión, y desde entonces la mantenía como un secreto. Él creía que todavía le faltaba mucho por mejorar. Imbuido por las lecturas de esa época, en especial autores japoneses como Yukio Mishima y Kenzaburo Oé, había intentado emular ese estilo, “grandilocuente, con esas oraciones de una página”, pero creía que no lo lograba debido a su inexperiencia.

Empezó a escribir otras historias y, mientras tanto, amplió sus márgenes de lectura —autores universales, ciencia ficción, García Márquez—. En 2017 fue reconocido con el primer lugar del XII Concurso Nacional de Libro de Cuentos de la Universidad Industrial de Santander por su obra Las cosas sin sus porqués, publicada el año siguiente por Ediciones UIS. Cuando se enteró del concurso de novela para autores Vallecaucanos, recordó la historia que había escrito hacía más de cinco años: “Empecé a revisarla, habiendo pasado por la Escuela, teniendo mucha más experiencia escribiendo y leyendo, y me dije que no estaba tan mal”.

Probablemente la distancia le permitió manejar con mayor precisión la materia de la que se componía la novela. Muchas de las imágenes más crudas que hacen parte de Teoría del miedo provinieron de la cercana relación que tenía John Alexander con personas que habían sufrido en carne propia situaciones de violencia en Florida, municipio del Valle del Cauca, donde había vivido. A él le llegaban recuerdos ajenos de guerrilleros y soldados que ingresaban en las casas a curar a sus heridos y de lanzamientos de pipetas de gas con morteros. Se trataba de un arco dramático mayor, el contextual, que luego de las correcciones supo encontrar su lugar en la historia.

Ahora que la novela recibió este reconocimiento de parte de la Secretaría de Cultura del departamento, John Alexander ha sido felicitado por compañeros y profesores de la Escuela, a quienes dice deberles parte del éxito que tuvo Teoría del miedo. “Si bien a ellos no los conocía cuando escribí la obra, ahora que la releí sí me sirvieron mucho sus consejos. Me sirvieron para corregir, ser mucho más riguroso con el lenguaje”. Concluye que, después de este paso importante en su carrera, continuará con su objetivo de dedicarse a la escritura.

LEER TAMBIEN:

Desarrollo De Habilidades Tecnológicas

Síguenos en: Facebook  Twitter Instagram Youtube

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.