El Valluno.com

Carballés Domete A Shapovalov

«Me he metido por primera vez en la tercera ronda de un Grand Slam, he ganado a un cabeza de serie y es mi primera victoria en el quinto set, no puedo estar más feliz», le dijo Roberto Carballés a Cedric Pioline en la Suzanne Lenglen nada más vencer en Roland Garros a Denis Shapovalov, noveno favorito, por 7-5, 6-7 (5), 6-3, 3-6 y 8-6 después de cinco horas justas de batalla. El canadiense asegura siempre partidos muy entretenidos por su ritmo endiablado y la espectacularidad de su tenis. Y esta vez el español no le fue a la zaga, entró hasta el fondo en la pelea, aguantó lo indecible y contraatacó con una calidad y una fuerza estremecedoras. Así se ganó el derecho a continuar soñando en París, donde se encontrará el sábado al búlgaro Grigor Dimitrov, que se deshizo del eslovaco Martin (6-4, 7-6 (5) y 6-1), en un más difícil todavía.

En el quinto set, frenético, Roberto tuvo que restar dos veces para continuar en el partido, con 5-4 y 6-5 para Shapovalov, y aguantó como un jabato. Parecía vencido, pero en su interior sabía que lo que iba perdiendo con su servicio lo podía ganar al resto con paciendo, esperando el falló de un rival tan impetuoso, que muchas veces se precipita (106 fallos no provocados) si los peloteos se alargan. Lo vio bien el valenciano y tuvo la audacia de esperar su momento. Hizo auténticas bestialidades, golpes que le salieron del alma, con unas fuerzas sacadas de flaqueza en los momentos importantes, sin perder nunca la fe en conseguir la victoria más importante de su carrera.

“La verdad es que estos últimos meses, en cuanto pude entrenar aproveché para hacer unos cambios físicos, y le estoy prestando atención a ese tema. Al final me he encontrado bien, aunque con dolores en las piernas, por los largos y muchos rallys al final del partido. Cuando te bajan los nervios, lógicamente estás cansado, pero estoy muy contento de haber aguantado ese ritmo durante todo el partido”, dijo Carballés, que se sacó la espina de su derrota el año pasado en el mismo escenario y con un marcador muy similar contra Krajinovic,

“Estoy asimilando aún esto. Cuando terminó el último punto todos los nervios salieron. Necesitaba ganar un partido así, porque el año pasado me fui destrizado porque perdí 8-6 en el quinto set”. Roberto se presentó a sí mismo en la rueda de prensa: “Fuera de la pista, soy muy diferente, soy tranquilo, no suelo cabrearme mucho, llevo una vida tranquilla con amigos, familia, novia. En pista controlo en demonio que viene a veces y la tensión que te supera. Soy un jugador sólido en todos los golpes. Me gustaba de joven la pista rápida, pero en Barcelona me especialicé en tierra. Lucho hasta el último punto, como hoy”.

Lea también: Quienes Son Los Equipos Que Irán Al Giro De Italia

Síguenos En Facebook  Instagrand  y  Youtube

Síguenos y Compartenos

Un comentario sobre «Carballés Domete A Shapovalov»

Deja una respuesta

Follow by Email
YouTube
YouTube
Instagram
Telegram